¿Quieres estar informado de las últimas noticias, ofertas y descuentos del festival?
GRACIAS! Hemos recibido tus datos correctamente
Oops! Algo no está bien...
Volver
5/4/2018

Relajarse en Madrid: actividades que, como la música, alargan la vida...

Disfrutar

Está probado que los conciertos alargan la vida. Al menos, así lo afirma un estudio elaborado por el Pabellón O2 de Londres el colaboración con Patrick Fagan, conferenciante de la Goldsmith University y experto en ciencia del comportamiento. En este informe, recientemente publicado, se afirma que asistir a eventos en vivo de forma regular puede mejorar la salud y ampliar nuestra esperanza de vida en hasta 9 años. Ahí es nada.

Así que estamos de enhorabuena, porque entre el 21 de junio y el 29 de julio el ciclo de Noches del Botánico ofrecerá una veintena de actuaciones con las que no solo obtendremos placer auditivo, sino que nos harán estar más sanos y ser más longevos. Si necesitas es una ración de descanso y salud, te recomendamos que apuntes en tu agenda alguno de los directos del ciclo Noches del Botánico. Con una oferta de música tan amplia y variada, fácilmente encontrarás un espectáculo que se ajuste a tus gustos: jazz, flamenco, rock, funk...

Y si queréis ahondar en el proceso de cuidar cuerpo y mente durante este verano, tanto si vivís en Madrid como si venís de paso, a continuación enumeramos algunas actividades de relajación y salud que podéis complementar la jornada, junto con la asistencia a los conciertos de #NDB2018.

Bikram yoga

El Bikram yoga es una modalidad de yoga extremo. Al menos para el común de los 'mortales' occidentales, porque según su creador, Bikram Choundhury, las condiciones en las que se practica sirven simplemente ara emular as que se darían en India, país de nacimiento del yoga. 

¿Y cuáles son estas condiciones extremas? Que a cada estiramiento infinito y torsión imposible del cuerpo, o asanas, hay que sumarle una temperatura que ronda los 40 grados y una humedad del 40% también. El reto en la primera clase, según comentan expertos, es aguantar dentro del aula. Eso sí, si lo consgues, los beneficios son muchos: con el calor se evitan lesiones y se obtiene una mayor liberación de toxinas y purificación del organismo. La dificultad de los ejercicios permite desarrollar también la concentración, el autocontrol y la relajación. 

Dónde practicar bikram yoga en Madrid

Spa

El agua es, en sí misma, terapia para los cuerpos curtidos por el estrés y el ritmo de vida intenso de las ciudades. Por eso los spas se han convertido en refugios casi imprescindibles en los que resetear y recuperar el tono y, sobre todo, el zen. Visitar un centro donde además apliquen técnicas de hidroterapia proporciona no solo la sensación placentera del relax, sino también beneficios múltiples para el organismo. 

Hace siglos que se emplea el agua como método curativo. En la actualidad, la disciplina se ha mejorado y perfeccionado. Así, podemos encontrar espacios donde se combinen las modalidades de hidroterapida física, con chorros con distintas intensidades, vapor, etc; la hidroterapia térmica, en la que el tratamiento se realiza con la variación de temperaturas; o la hidroterapia química, que se enfoca en la composición del agua, con sales minerales, electrolitos y otros compuestos (más propio de los balnearios o talasos).

Todos los spas de Madrid

Baños árabes

Una de las herencias que nos legó la presencia musulmana en Madrid es la de los baños árabes o hammam. Sumergirse en uno de estos espacios pacifica cuerpo y mente, con un entorno de calma, los aromas relajantes y evocadores y la luz tenue.

Uno de los hammam más conocidos en Madrid es el que se encuentra en la calle Atocha, 14. Sus piscinas, enclavadas en el sótano abovedado de un antiguo edificio, nos ofrecen las tres distintas temperaturas tradicionales. Agua templada para comenzar con la desconexión y la relajación, agua caliente para eliminar toxinas e impurezas, y agua fría para estimular la circulación y el sistema nervioso.

Dónde encontrar baños árabes en Madrid

Masaje a cuatro manos

Otra de las maravillas que Asia nos ha traído a las puertas de nuestra casa. Este tipo de masaje es tan intensamente relajante que combina de forma simultánea técnicas de masaje, música y aromaterapia. La experiencia sensorial es única.

Cuatro manos trabajan sobre el receptor del masaje, de forma que los efectos se multiplican y doblegan hasta el más pertinaz de los niveles de estrés y tensión corporal. Como particularidad, en Madrid encontrarás muchos establecimientos donde podrás elegir entre disfrutar de esta sensación de bienestar solo o acompañado.

Centros de masaje a cuatro manos en Madrid

Por María R. Ciges